Ir al contenido principal

Hoy somos demócratas; por Andrés Miquilena.

Fotografía cortesía Diario la Razón, Periodismo Independiente.


Hoy somos demócratas.



Amanecimos la mañana del 30 de Marzo con un Tribunal ejerciendo como Parlamento de Facto, una sala inescrupulosa atacando ferozmente al parlamento venezolano, y usurpando toda y cada una de las funciones de la Asamblea, por encima de la Carta Magna, y hasta de sus propias atribuciones, a través de una sentencia emitida la madrugada del 30 de Marzo, donde, sugiere expresamente que la sala constitucional (en minúsculas) ejercerá propiamente o podrá delegar las funciones legislativas, propias del Parlamento a quien ella "disponga".

Destacamos la violenta manera de usurpar funciones de la sala constitucional  (presunta interprete de la constitución) de disolver el parlamento, alegando que la Asamblea Nacional está en desacato por presuntamente no desincorporar a los tres (3) parlamentaristas electos por el pueblo del Estado de Amazonas.

Recordemos entonces que la primera sesión del año 2017 el entonces y actual presidente de la Asamblea Nacional, y secretario general del partido Primero Justicia, Julio Borges, desincorporaba a los dos  representantes del estado Amazonas en la Asamblea y al diputado indígena de la región sur, a petición del "supremo".

Julio Borges, en ese entonces destacaba que la desincorporación de los diputados de Amazonas fue una decisión tomada conjuntamente por toda la coalición opositora.

Entonces, ¿De qué habla el tribunal supremo de justicia?

Es todo un montaje, es una manipulación, intentan esconder la historia, y usarla a su antojo, intentan asesinar la democracia por las vías mas crueles, disfrazadas de legalidad y pleno derecho.

Ahora vemos como un tribunal secuestra la voluntad popular, como unos delincuentes vestidos de magistrados intentan acabar con los últimos vestigios de democracia en el país latinoamericano, vemos la crueldad de una sala plenamente entregada a las manos del dictador de Miraflores, vemos como un poder derivado intenta fusilar a un poder electo directamente por el pueblo Venezolano...

Ésto apenas comienza, es una guerra contra la tiranía y quienes no estén dispuestos a luchar por la verdad, por la democracia, por la libertad, y por una Venezuela libre de tiranos, de narcotraficantes disfrazados de demócratas, quienes no estén dispuestos a luchar por ésta linda patria que nos vió nacer, que nos forma día a día, que retrocedan y hagan espacio, pues mucho ayuda quien no estorba.

Hoy los demócratas estamos siendo sometidos a una prueba histórica, de nosotros depende el futuro de éste suelo bendito, de no pasar por alto las aberraciones cometidas por la cúpula del narco-gobierno. Hoy somos demócratas porque la historia así no los exige, porque nos ha tocado pasar por éste proceso que perdurará en la memoria de la historia republicana, hoy somos demócratas, como siempre lo hemos sido; estoy convencido de que la historia se encargará de aplastar a quienes hoy nos gobiernan e intentan en su agonía llevarse a la democracia con ellos al sepulcro.



"Negar la consulta al pueblo, negarle la posibilidad de decidir, te transforma en un dictadorzuelo más, como los tantos que ha tenido el continente"

Luis Almagro a Nicolás Maduro, 18 mayo, 2016.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Entonces... Qué es el amor? por Alejandra Nuñez

Es fuego que consume, es también agua que no cesa.

Es también sangre que riegas.
Es una noche que no suena, que no despierta, que acurruca.
Es un beso que muerde, y que también sana.
Es también una vuelta de la vida, una pirueta del azar, o un choque del destino.
Es mar que no culmina, un cielo intacto.
Es vapor que asciende, lluvia de vida.
Sabemos que también es un volcán de nubes.
Es una tarde gris.
Es un melómano sordo.
Es también toda la vida que nos hace falta.
Es... ¿Un sueño roto?
No sabemos con exactitud que es, podemos describirlo, pero no verlo, podemos sentirlo y como nos patea el estomago, pero nunca terminaremos de definirlo, lo conocen los niños y mis abuelos juran haber pasado de largo en su camino, son razones también para nunca dejar ir a quienes amamos, no es un concepto, es una verdad.
Decía mi viejo que el amor era su madre, y no nos engañaba, aunque para mi siempre lo fue la mía. .  El amor es un lenguaje que todos conocen, que poco comprenden y que ya pocos pra…

Amor en tiempos de Nicolás y sus demostraciones, por Andrés Miquilena.

Atrás quedaron esas desmostraciones de amor, cuando con velas e incienso se adornaban y climatizaban lugares para el amor, cuando se preparaba un manjar para la amada, adornar con rosas la cama que luego sería lugar ideal para consumar el amor, esas muestras de amor se han vuelto obsoletas, dedicar una canción y cantarla a la luz tenue de la luna, o llevar una serenata para conquistar el corazón de la dama, escribir poemas que broten del alma, atrás quedaron esas demostraciones Pitiyanquis, ahora el lenguaje del amor, gracias al Socialismo del Siglo XXI han pasado a otro plano, esas viejas demostraciones al mejor estilo "Hollywood" ya han quedado totalmente inútiles, aunado a eso los altos precios de esas demostraciones para el bolsillo de un Venezolano de a pie que le alcanza para comer a duras penas, poco, y cada vez más poco, se hacen imposibles; todo por querer imponer desde las pantallas televisivas un amor Oligarca.

Ahora nos encontramos en Venezuela, donde el lenguaj…

La persona no existe, su carnet fue anulado; Por Andrés Miquilena.

La persona no existe, o su carnet fue anulado.

Nicolás no existe, los votos no existen, su apoyo popular no existe, el legado del comandante no existe tampoco, la buena fé de querer negociar de Nicolás no existe.

¿Cómo le explicamos al mundo que el mandatario nacional no existe?

Que el poder lo manejan cúpulas militares, que sí existen, aunque Nicolás se ha propuesto y se ha esforzado por enseñarnos que hay un frente abierto contra el pueblo Venezolano, que hay fuerzas "imperiales" para derrocar al presidente "obrero", que los productores quieren acabar con el legado del comandante Hugo Chávez, que en el sector empresarial existe una guerra contra el correcto funcionamiento de Venezuela, y de sus políticas, vemos que esa guerra es como el mensaje que le arrojó el sistema luego de verificar su voto, no existe.

¿O Nicolás si existe?

Es una crisis de identidad agobiante en la que se ve envuelto el mandatario Colombiano, duda sobre sí mismo, experimenta lagunas mental…